¿Por qué invertir en Grafeno?

Por lo general muchas empresas están hablando mucho acerca del Grafeno, y es que este excelente material con forma hexagonal hecha de carbono puro, está dando mucho de qué hablar gracias a sus increíbles propiedades.

Muchos le han dado el nombre de “el material de Dios” y aunque en la década del 1930 fue abandonado siendo considerado como inestable, más tarde, los rusos Andréy Gueim y  Konstantín Novosiólov volvieron a traer su existencia. Así que este descubrimiento les permitió 6 años después, conseguir el premio Nobel de Física.

Muchas compañías se han dado cuenta de los beneficios que tienen sus propiedades y de esta forma han querido adoptar el Grafeno para crear nuevos ingenios que les permita generar muchos ingresos.

Y es que este material promete ser la nueva revolución en la tecnología de la computación, además se cree que gracias a su bajo consumo de energía y poca transmisión de calor a diferencia del material que se encuentra en los chips que usan los dispositivos informáticos actuales, el Grafeno llegará a ser de muy buena ayuda.

El Grupo GRAPHENANO, ubicado en la provincia de Murcia, España, se ha convertido en el mayor productor de Grafeno a escala mundial. Además, este grupo actualmente se encuentra terminando el primer barco del mundo que lleva el material de Dios incorporado en él.

Sin duda, la cualidad que llama más la atención del Grafeno es su resistencia, y es que una lámina de este material de un átomo de espesor, es de 200 veces más resistente que el acero y 5 veces más ligero que el aluminio.

Con estas excelentes propiedades, el Grafeno tiene parte importante en la tecnología, la electricidad, medicina, entre otros. Es por ello que invertir en este material, es una idea que promete traer muchos ingresos.

La mejor forma de invertir en Grafeno es a través de la bolsa, y esto lo podremos hacer mediante tres tipos de empresas.

Si investigamos un poco más acerca de este material nos encontramos con que el Grafeno se puede obtener a través del grafito, así que una de las opciones es invertir en empresas que tengan experiencia en el tratamiento y extracción del grafito.

Como segunda opción podremos invertir en empresas de investigación y patentes que tengan una línea de investigación dedicada al Grafeno.

Y como tercera opción tenemos a las empresas que se dedican 100% a trabajar con el Grafeno, es la inversión con más riesgo, sin embargo puede ser la inversión con mayor rentabilidad a futuro.